Seguros, protecciones y beneficios de las tarjetas de crédito. ¿Cuales sirven?

Analizamos los seguros y protecciones de las tarjetas de crédito para saber si realmente valen lo que dicen valer, y sobre todo, si pagar el costo anual de la tarjeta de crédito a cambio de protecciones tiene sentido.

  • Las protecciones de las tarjetas de crédito van desde seguros de viajero hasta protecciones contra robo
  • Hay tarjetas de crédito que ofrecen protecciones hasta en nuestras compras
  • ¿Alguna vez utilizamos el valor de los resguardos ofrecidos como beneficios?
  • ¿Sabían que hay emisores que proveen de seguro de precio de compra?

Entendiendo los niveles de servicio de tarjetas de crédito

Lo primero que hay que entender es que las tarjetas de crédito, sin importar quien brinde el soporte, American Express, Mastercard o Visa, las tres tienen varios servicios diferentes, con beneficios y costos claros. De acuerdo al país, los diferentes niveles de tarjeta de crédito también traen aparejados mínimos y máximos de límites.

American Express

En el caso de American Express, los niveles no están claramente definidos ya que American Express es una tarjeta en sí misma. Aunque en donde sí podemos observar las diferencias es en sus tarjetas clásicas. Entre aquellas clásicas podemos reconocer la green, oro, platino y black.

Lo más positivo de American Express, es su nivel de excelencia de servicio debido a que todo se realiza in-house, incluyendo la gran mayoría de los seguros y protecciones.

  • Tenemos la tarjeta de crédito Green, la eterna, que ofrece el nivel de servicio más básico al mundo Amex.
  • Por otro lado tenemos el nivel Gold, que comienza a ofrecer niveles superiores de servicios, protecciones y acumulación de puntos.
  • La tarjeta más buscada de American Express es la Platinum, conocida mundialmente por sus accesos a los Centurion Club en los aeropuertos.
  • Por último, y mucho menos difundida, encontramos la American Express Black, una tarjeta que provee límites… sin límites.

Lo que hay que recordar, es que en estos cuatro casos, las tarjetas no son de crédito en sí, sino que hay que pagarlas en su totalidad a fín de mes. En general, aquellas Amex que no son tarjetas de cargo mensual, son usualmente aquellas co-sponsoreadas, aunque también hay excepciones como las tarjetas Blue de American Express que tienen una propuesta interesante.

Mastercard

El servicio de Mastercard tiene reconocimiento mundial y generalmente mucha más aceptación que American Express debido a que sus costos de utilización son generalmente más bajos. Además, en donde Mastercard ha ganado es en que muchas de sus tarjetas son emitidas directamente por los bancos y compañías de terceros. Generalmente Mastercard provee la red, y lo demás es terciarizado. Ahí encontraremos la mayor diferencia con American Express.

Mastercard World

  • El nivel más básico de Mastercard es el standard/internacional
  • Seguido por la categoría Gold que muchas veces tiene los mismos beneficios que la tarjeta standard
  • El nivel Titanium y Platinum es la categoría introductoria para los viajeros con algunas protecciones expandidas
  • Al llegar al nivel World, Mastercard propone un servicio que abarca cuestiones diarias y también de viajeros
  • El nivel más alto es generalmente la categoría World Elite, en donde los beneficios son completos (También conocida como Black en latinoamérica)
  • Existe en norteamérica la tarjeta Black, por sobre el nivel World Elite, pero esta rara vez se ve publicitada

Hay que recordar que la mayoría de los servicios -aunque no todos- son tercerizados. Esto quiere decir que si hacemos un reclamo al seguro, es muy probable que sea una aseguradora contratada quien nos tome y asuma el reclamo.

Visa

En el caso de Visa, su red se ha expandido a la velocidad de la luz y ha sido la más comprometida en pelearle el segmento de mercado premium a American Express, sobre todo con su tarjeta de categoría Infinite.

Banco de Bogotá Infinite Visa
  • Visa propone la tarjeta Classic como un producto que simplemente nos permite consumir en crédito
  • En el caso de Visa Gold, el servicio que obtendremos no será infinitamente superior, pero en algunos casos encontraremos servicios adicionales tales como seguro de viajero
  • Visa Platinum es el 3er nivel, y en donde se comienzan a evidenciar los beneficios a los que mucha gente no le presta atención.
  • Al llegar a la tarjeta Visa Signature, los titulares se encontrarán con un nivel de servicio completo tanto para viajeros, como para beneficios domésticos.
  • La tarjeta de crédito Visa que recomendamos a los viajeros, cuando está disponible en su país, es la Infinite, ya que contiene servicios premium y usualmente puede ahorrarnos dinero a pesar de su costo anual

Lo que sí puede suceder, es que los beneficios entre Signature e Infinite muchas veces sean tan similares, que el costo que nos cobra el banco quizá no amerite su «upgrade». Muchas veces son los mismos bancos lo que terminan de definir una tarjeta interesante más allá de la plataforma.

Los beneficios y protecciones de las tarjetas de crédito

Aquí te entregamos nuestros veredictos de las protecciones y seguros más populares de las tarjetas de crédito.

Reembolso por pérdida de conexión

Asumamos que viajamos y por un tema climático o bien por un problema de la aerolínea (y no nuestro) perdemos nuestra conexión. Visa y Mastercard nos reembolsarán con hasta USD 300 para aquellos vuelos, transportes terrestres o marítimos para los cuales tengamos al menos 3 horas entre los mismos y debamos hacer arreglos alternativos para llegar a destino a tiempo.

Veredicto: A este beneficio le asignamos un valor de utilización reducido debido a que en la práctica, es limitado, muy específico y el monto de cobertura es bajo.

Demora de viaje

Este es un beneficio que personalmente he tenido que utilizar en algunas ocasiones en los últimos años. La clave está en la cantidad de horas de demora establecidas en el contrato. Generalmente van entre 3 y 12 horas. El beneficio es simple, ante una demora causada por las condiciones que dice el seguro (generalmente cuestiones de la aerolínea o meteorológicas).

Habiendo experimentado la utilización de este reembolso a través de las tarjetas de crédito y también de mi seguro de viajero, puedo atestiguar que es uno de los beneficios más valiosos para los viajeros frecuentes de larga distancia.

¿El valor que le asignamos? En el caso de los seguros que cubren demoras de entre 3 y 6 horas, y sobre todo para los viajeros de larga distancia, la protección adquiere mucho valor debido a que su utilización es amplia y su utilización es más común de lo que se cree. Además, abarca gastos de alojamiento, comidas y otros consumos que podamos necesitar junto a nuestros compañeros de viaje.

Veredicto: Un cláusula fundamental para los viajeros, una protección innecesaria para quienes no viajan nunca o solo una vez cada dos o tres años.

Cancelación de viaje

Este seguro es usualmente confundido con el de interrupción de viaje. Son dos cosas diferentes. La cancelación de viaje está atada a los eventos previos a que el viaje asegurado comience. Las razones varían drásticamente entre tarjetas, países y aseguradoras. Sin embargo, estas son las causas más comunes: enfermedad, accidente, pérdida del hogar o negocio, complicaciones en el embarazo, pérdida inesperada del empleo, pérdida de documentación, entre otras más.

Generalmente muchas de las tarjetas de crédito proveen de este nivel de servicio, incluyendo muchas tarjetas Gold. No está de más tenerlo, y sobre todo cuando las causas pueden ser amplias. Si contratamos un seguro de estas características nos costaría no menos de USD 30.

Veredicto: Es útil, muy posiblemente lo usaremos si somos viajeros frecuentes.

Interrupción de viaje

Aquí también encontrarán valor quienes viajen tanto domésticamente, como internacionalmente. ¿Por qué? Básicamente esto nos permite recuperar muchos de los costos de nuestro viaje en caso de que nuestro viaje se arruine por un incidente inesperado.

Si cumplimos las condiciones básicas requeridas por nuestro emisor (Algunas requieren que todo el viaje esté pago con la tarjeta y otros con solo una porción), estaremos cubiertos ante un evento negativo inesperado que puede devolvernos a casa nuevamente. Solo perderemos el disfrute del tiempo de ocio, pero no los costos pre-pagos y no reembolsables del resto de nuestro viaje.

Veredicto: Gran valor sin importar a donde vayamos de viaje. Solo debemos asegurarnos de cumplir las condiciones. Familiarizarnos con las condiciones de nuestra tarjeta local es fundamental. No todas las tarjetas requieren lo mismo, incluso dentro del mismo banco o país.

Demora de equipaje

En nuestro último viaje a la Argentina, American Airlines nos dejó las valijas en la conexión de Miami. Casi tres días después, el equipaje llegó y como no teníamos ropa adecuada, la tarjeta de crédito nos cubrió todo lo necesario. No es muy común que esto suceda hoy en día ya que las aerolíneas y aeropuertos mejoraron su capacidad de seguimiento y manejo.

Veredicto: Es un beneficio deseable, pero no uno crítico ya que en el caso de que sea culpa de la aerolínea, esta es de por sí responsable del mismo. No me preocuparía ni me cambiaría de tarjeta de crédito por este beneficio.

Pérdida de equipaje

El compañero del seguro o protección contra demora de equipaje, la famosa pérdida de equipaje. A diferencia de la demora, está tiene variaciones grandes entre emisores, categoría de tarjetas y países.

Por una parte tenemos la protección de pérdida de equipaje que únicamente nos cubre en caso de que el método de transporte lo extravíe (Avión, barco, bus, lancha, tren, etc).

Por otra parte, hay algunas tarjetas que nos cubren la pérdida sin importar donde suceda mientras estemos en viaje. Ambos pueden proveernos de una tranquilidad ante un evento realmente preocupante como el perder el equipaje.

Veredicto: Aquí depende nuestro patrón de viaje. Si viajamos únicamente en Avión, el beneficio únicamente duplica (de manera secundaria) la protección que la aerolínea nos debe por lo que no tienen valor agregado. A medida de que nuestros planes incluyen otros medios de transportación para nuestro viaje, esta protección comienza a cotizar en alza. En definitiva, puede ser poco útil o extremadamente valioso dependiendo en cual categoría de viajero encajemos.

Servicio de emergencia médica (seguro médico de viajero)

El seguro médico de viajero es probablemente la protección más importante y que más ahorro nos significa, pero, solo si viajamos al menos dos veces al año -dependiendo el costo de nuestra tarjeta-. Si podemos obtener una tarjeta de crédito sin costo anual que nos provea de este servicio, esa, es una tarjeta que deberá vivir en su bolsillo.

De por sí, este seguro no tiene punto negativo alguno. Hay dos cuestiones a tener en cuenta: algunos bancos y emisores ofrecen este beneficio de manera secundaria. Osea… nosotros cubrimos todos los gastos y el seguro nos reembolsa. Otras simplemente nos ofrecen cobertura completa hasta cierto monto (generalmente no menos de USD 30.000 o USD 35.000 para la zona europea).

El único punto a tener muy en cuenta es que USD 30.000 puede parecer una cantidad adecuada… hasta que no lo es. Siempre pero siempre recomendamos que viajen con seguro médico de viajero (y en algunas zonas también con seguro de evacuación médica y no médica). Pero en donde nos tenemos que fijar es en el monto de cobertura. Lo ideal es viajar con un mínimo de entre USD 100.000 y USD 150.000 como BASE. Sobre todo al viajar a Estados Unidos como un ejemplo claro.

Hay tarjetas de crédito que ofrecen estos montos, antes de entregarse a un producto crediticio, evaluar si el costo anual de renovación de una u otra no supera el costo de conseguir un seguro cada vez que viajamos. Muchos de estos seguros cubren incluso a los adicionales (quizá les convenga sacarla a nombre de los mismos) o familia acompañante.

Veredicto: Esta protección por sí sola puede costar al menos USD 100 por viaje, lo cual equivale al valor anual de una tarjeta de crédito de gama media en muchos países del continente. Ante un costo anual similar, elegir siempre aquella que nos provea de un seguro médico de emergencias en viaje.

Seguro de alquiler de automóvil

Nos puede ahorrar un mínimo de USD 8 por día en alquiler de automóvilesy podrá cubrirnos ante una eventual colisión. Esto no incluye seguro de responsabilidad civil. Tengan en cuenta que muchas agencias les piden que lleven el certificado emitido por su tarjeta de crédito o no se lo aceptarán. Europcar en Alemania no nos aceptó el certificado hasta que lo imprimimos en papel en un lounge… ridículo.

Lean las condiciones de su tarjeta y asegúrese de entender si su emisor les ofrece seguro primario (ellos cubren primero) o secundario (ustedes pagan y ellos le reembolsan). Lamentablemente, la mayoría ofrece seguro secundario…

Veredicto: Podemos ahorrarnos un buen pedazo de los costos de alquiler de automóvil. Es prácticamente un beneficio estándar.

Protección de precios

Esto está en declive en Estados Unidos, pero aún fuertemente vigente en el resto del continente. Fueron tantas las tarjetas que lo comercializaron y tal fue la recepción de los consumidores, que los bancos perdieron dinero por años. ¿Que pasó?

Si encontrabas un precio más barato dentro de los 60, 90 o 120 días desde tu compra, únicamente tenías que subir 5 documentos que lo probaran: foto o captura de pantalla del nuevo precio, resumen de tu tarjeta, factura de compra original e información acerca del lugar en donde se ofrece y el nuevo costo. Generalmente en una semana lo aprobaban y te enviaban el cheque por la diferencia.

Entendemos que muchos países sufren una inflación galopante, pero no es así en todo el continente.

Veredicto: Un beneficio que no es para viajeros, sino para todos. Si vivimos en un país con baja inflación, este beneficio nos ahorrará dinero.

Protección de compra

La protección de compra es simplemente un seguro contra pérdida, rotura o extravío accidental de nuestra compra. Otro beneficio para todos que protegerá nuestra compra tanto de manera doméstica, como internacional. Ejemplo: Compramos un teléfono y el tren frena de golpe, lanzando nuestro teléfono por el aire hasta estrellarse contra una pared. ¿El costo? ¡carísimo! Estaremos cubiertos. Necesitamos generalmente un presupuesto o factura por el arreglo y hacer el reclamo y las fotos correspondientes en caso de rotura parcial. Ante la falta de algún documento, nos lo pedirán. A veces solicitarán que enviemos el producto, otra veces no.

Veredicto: De los mejores productos silenciosos que traen las tarjetas de crédito. Es un seguro muy amplio y que generalmente es fácil de procesar.

Garantía extendida

Aunque muchos aún desconfíen, la garantía extendida de las tarjetas de crédito funcionan muy bien y no requieren mayor papeleo. Similar al reclamo ante la protección de compra, la garantía correrá por cuenta de la tarjeta una vez que la garantía oficial de nuestro producto expire. Generalmente nos provee de 12 meses adicionales.

Veredicto: Crítico, muy valioso. Si cualquier ítem que compramos nos da la tranquilidad de 12 meses extra de garantía, yo firmo. ¿Ustedes?

Seguros de vida y desmembramiento en viaje

Estos generalmente no tienen mi mejor consideración. Creo que son seguros de relleno en donde los emisores conocen que sus chances de que sucedan son ínfimas. Entiendo que alguna persona habrá utilizado los mismos, pero me siento demasiado parcial para decir que proveen un valor agregado.

Veredicto: No considero que sea un gran producto adicional.

Protección de devolución o retorno de producto

Gran servicio. En pocas palabras, compramos un artículo (ver lista de exclusiones) y al poco tiempo descubrimos que no estamos satisfechos, la tarjeta de crédito nos cubrirá el costo de devolución si el vendedor no acepta el retorno. Generalmente nos proveen un máximo de 90 días (otros 60) desde el día de la compra. Devolveremos el producto y recibiremos el dinero en nuestra mano.

Veredicto: Protección de gran utilidad, aún en los países en donde devolver un producto es común. Más valor adquiere en aquellos estados en donde devolver algo es una misión imposible.

Conclusiones sobre elegir la tarjeta de crédito

En un principio ibamos a asignarle un valor especifico a cada beneficio. Sin embargo, decidimos que sería mejor proveerles de nuestro punto de vista, experiencia y explicación; junto a un veredicto sobre su importancia, para que ustedes tomen la decisión acerca del valor subjetivo de cada uno.

Lo que sí les recomendamos es lo siguiente: antes de desechar una tarjeta de crédito únicamente por su costo anual, revisen la lista de beneficios y comparenlo con el tipo de vida que llevamos.

¿Compramos dos o tres artículos caros en el mismo año? Si es así, ¿Compramos garantías extendidas usualmente? Quizá nos convenga -y ahorremos- al únicamente tener una tarjeta de crédito que ofrezca esta protección.

¿Viajamos más de dos veces al año? Comparen el costo promedio de un seguro de viajero contra el costo anual de una tarjeta de crédito que nos provea del mismo + otros beneficios. Seguramente estaremos obteniendo más en protección de lo que gastamos.

Analicemos: ¿Nuestro costo anual es de USD 150? ¿Cuanto obtenemos en beneficios reales?

Pensemos:

  • ¿Cuánto nos ahorramos en los alquileres de automóvil el año anterior?
  • ¿Tuvimos la oportunidad de viajar seguido? ¿Cuánto gastamos en seguro médico?
  • ¿Obtenemos algún beneficio tangible en descuentos únicos? ¿Cuanto suman?
  • ¿Compramos artículos de gran valor y usualmente requerimos extender la garantía?

Estos son ejemplos del proceso que pueden llevar a cabo para decidir y comparar el costo de su tarjeta (cuenten los costos mensuales de cuenta si son obligatorios para la tarjeta) versus lo que realmente obtuvieron, y asignen un valor potencial a aquellas protecciones que vendrían útiles en caso de utilizarlas.

Por favor, déjenos su opinión en los comentarios o bien en las redes sociales. Síganos en TwitterFacebookInstagram y Pinterest.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: