Si hablamos de los mejores productos para viajes de más de 10 horas en avión es porque a menudo nos vemos envueltos en viajes de más de 20 horas a pesar de nuestra geolocalización. Ya sea que viajemos a Tanzania o al Sudeste Asiático, frecuentemente nos encontramos en vuelos largos y ultra largos.

De alguna u otra manera y a través de varios años, prueba y error, y un poco de creatividad llegamos a encontrar algunos productos en común que no nos faltan al organizar nuestro equipaje, ni siquiera cuando viajamos con tan solo carry on, lo cual es más que seguido.

Al volar en cabina business algunos de estos productos quedan un tanto fuera de la consideración, pero no es el caso de viajar siempre en business sino de hacerlo con millas y viajar en economy, premium economy o similar al pagar nuestros asientos directamente. Ahí es donde el sufrimiento comienza a ingresar a pesar de volar en asientos con espacio extra.

Por eso hoy compartimos los productos que más utilizamos y recomendamos como los mejores para viajes de más de 10 horas.

Este artículo tiene referencias sobre artículos que utilizamos personalmente y recomendamos, pero puede contener enlaces por las que recibimos comisión a través de Amazon Services LLC Associates Program o algún otro programa de afiliados. Esto jamás tendrá un costo adicional para el lector.

Máscara de dormir Lewis and Clark

Ya no duermo más sin máscara de dormir, ni siquiera en casa. Pero para llegar a este producto, super barato y eficiente pasé por una veintena de productos similares fabricados en muchos rincones del planeta. Desde aquellas máscaras de ojos que nos hacen parecer a un superhéroe por el tamaño, hasta las provistas por los aviones que se asemejan a una hoja de papel con tiras de plástico.

La máscara de dormir Lewis and Clark (ver enlace), ha colmado nuestras expectativas. Es cómoda y ajustable, y el las bandas que ajustan el tamaño no se agrandan en tan solo dos semanas. Usualmente nos duran 6 meses a 1 año sin problemas y el packaging trae dos por menos de USD 12.

Una de las cuestiones más positivas es la banda inferior que ajusta la cantidad de luz que nos ingresa por el lugar menos indicado, el que forma la nariz al poneros la máscara. Sobre todo porque es suave como una pequeña almohada. La recomendamos en color negro ya que es la única que hemos utilizado a través de los años (y aún lo hacemos).

Si quieren conseguirla en Amazon, aquí está en enlace directo.

Almohadas inflables para piés

Si eligen comprar una de estas almohadas de pié para el avión espero que vuelvan a comentar sus sensaciones cuando el resto de la cabina los vé inflandolo en pleno vuelo. Poco me ha importado, pero me ha dado mucha gracia ver la sorpresa de la gente cuando de repente comienzo a organizar mi kit de inflables para soportar, a veces, 15 horas directas en un vuelo en cabina económica.

En esta categoría tengo algunas opciones. El de la almohada inflable JJMG es un descubrimiento reciente (ver enlace en Amazon) ya que la adoptamos en 2018. A comparación de otras alternativas, esta versión demostró ventajas evidentes respecto a otras. Entre las cuestiones positivas encuentro que podemos hacerla suficientemente alta como para armar una mini cama con el asiento del avión, osea, logramos ponerla al ras del asiento del avión.

Otro aspecto para resaltar es que si no deseamos llevarla tan alta, la almohada tiene doble función, apoya pies regular, lo cual ayuda con la trombosis en el vuelo, y la almohada de pies doble que eleva aún más nuestras piernas en caso de querer cambiar de posición. Por USD 16.99, es un aliado increíble en viajes extensos.

El primer experimento con almohadas inflables para piés vino de la mano de una invención creada específicamente para niños… pero todos tenemos un niño adentro, sobre todo en vuelos largos por lo que la almohada de piés 1st Class Kid me acompañó en mis vuelos exóticos desde 2016, y aún continúa entre mis accesorios de viajes.

La versión original de estas almohadas entra perféctamente entre el asiento del frente y el nuestro en clase económica. Donde más la he utilizado es en Main Cabin Extra y Premium Economy ya que el espacio era suficiente como para utilizar hasta dos y crear un sofá hacia adelante. Aún me cuesta creer que de las tres que compramos en 2016, dos siguen vivas bajo tan severa utilización. Jamás tuvimos problemas en las aerolíneas con utilizarlas, sin embargo, siempre lo hacemos posterior al momento de alcanzar altitud de crucero. El costo es de USD 19.99, pero en parte es un poco más robusta que la versión JJMG y no tiene separación alguna, lo cual hace de la primera, una alternativa más versatil.

Almohadas de cuerpo y cabeza

Este es un tema debatible entre todos los viajeros, ¿Llevar la almohada en U o no? Sinceramente en tantos años de viajes y tantos vuelos sobre el cuerpo siento que la almohada en U tiene poco de interesante y de cómodo y no siempre es la versión más portátil.

A pesar de la risa que me da la forma y el estilo de este producto, les puedo contar con seguridad de que no hay vuelta atrás una vez que probamos la famosa almohada en J, mejor conocida como TravelRest. En algún artículo durante 2018 publicamos nuestra experiencia, y en el artículo sobre las 15 horas hacia Hong Kong tenemos fotos utilizando algunos de los accesorios inflables.

La almohada TravelRest es desde mi punto de vista la almohada esencial del viajero. Ni siquiera aquellas para los pies se le acercan en importancia o comodidad. Este producto no solo es versátil por las múltiples formas de utilizarla sobre el cuerpo o cabeza, sino que además es posible aprovechar su capacidad en cualquier asiento, medio, ventana o pasillo. Incluso en cabina premium business podemos utilizarla para ver televisión sentado apoyado contra el costado de la cabina de manera cómoda.

El material es suave, la válvula está creada para que nunca se escape el aire (lleva varios años de uso) y al desinflarla ocupa el tamaño de un cono de helado grande. Si el presupuesto no es extenso para jugar con varios accesorios, La almohada TravelRest debe ser su primer objetivo, jamás volví atrás una vez que la probé.

Auriculares con cancelación de sonido de ambiente

Durante mucho tiempo me rehusé a comprarme accesorios con cancelación de sonido de ambiente, y vaya a saber por qué. En cabina premium los utilizaba siempre, pero cuando pagaba mi pasaje me llevaba lo que tenía o lo más barato. Ya no lo haría más, e incluso, ni siquiera en cabina premium dejo de utilizarlos.

Me refiero a los auriculares Bose QuietComfort 25, que no son nuevos, ni proveen bluetooth, pero son uno de los mejores auriculares del mercado a pesar de sus años, siguen vigentes en cuanto a tecnología, calidad de sonido y las prestaciones de cancelación de sonido ambiente.

Anteriormente pasé por unos Beats, Parrot y un par de Audio Technica sin suerte respecto de las funciones o las prestaciones. Todos tenían algo que funcionaba bien y otras cosas que dejaban mucho que desear, una de ellas era la batería. La duración de la batería para la cancelación activa del sonido ambiente es clave, y la ventaja de estos Bose es que utilizan baterías AA y su duración excede las 40 horas (más en mi experiencia personal).

Otra cuestión a tener en cuenta es que si queremos prescindir de la cancelación activa de sonido ambiente, aquella que nos hace sentir un vacío alrededor de nuestro oído, bloqueando el sonido ambiente y mejorando la calidad del sonido que escuchamos, el Bose QuietComfort 25 aún puede utilizarse conectado a través del miniplug disponible en prácticamente cualquier teléfono, radio o sistema de audio. Además trae el accesorio para las aerolíneas que utilizan el sistema extraño con más de una pata miniplug.

El precio varía entre la versión para Apple y la regular con un miniplug para Android o cualquier sistema de sonido, pero sin importar cual elijan, no se arrepentirán. ¿El costo? USD 179 (ver enlace dirécto).

Equipaje

Ya sea que vuele con equipaje de mano o decida llevar algo adicional, me gusta viajar con valijas duras y sin cierre. A pesar de la pérdida de flexibilidad de la tela, este tipo de accesorio de viaje me ha dado el mejor resultado manteniendo mis pertenencias a salvo y sin pérdidas en caso de ser despachada.

Uno de los ejemplos más accesibles puede ser esta versión de Coolife en Amazon, pero si tienen la posibilidad de viajar a Asia, encontrarán que el costo de una equivalente será infinitamente menor. Una de estas valijas completamente duras y sin cierre rondan entre los USD 25 y USD 50, y las más grandes usualmente entre los USD 35 y USD 70 en el caso de los lugares más caros y si no quieren negociar demasiado.

Esta es una de las tres valijas duras que poseemos

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: